full screen background image

La interminable interna del PRS

La interna en el PRS continúa sin definiciones y las acusaciones entre lsa listas PARES y Movimiento de Recuperación Renovadora alcanza ribetes escandalosos que parece imposible encauzar democráticamente al partido.

En el PRS la discusión por la interna partidaria lleva por lo menos un año, pandemia mediante, y por diferentes razones esgrimidas por ambas listas se viene postergando. El juez federal Leonardo Bavio resolvió que la fecha tope para su realización sea el 24 de abril.

Desde la actual conducción, Cristina Fiore- Baltasar Lara Gros, ambos integrantes de la Cámara de Diputados, y la concejal Susana Pontussi, propugnaban que las elecciones se posterguen hasta nuevo aviso debido a la situación epidemiológica de la provincia que impedía el sufragio tradicional de manera presencial.

“Cumplir el cronograma electoral implicaba violar todas las disposiciones del COE”, sostenía Fiore.
Para entonces, la Junta Electoral interna comunicó a sus afiliados que se postergarían “hasta que las condiciones epidemiológicas así lo permitan”.

La decisión fue apelada en la Justicia Federal por el espacio Movimiento de Reparación Renovadora integrada por la vieja guardia del partido que propone como candidato a Jorge Oscar Follloni y cuyos integrantes, a través de su apoderado, solicitaron que se respete la ley nacional de partidos políticos dado que la Junta no tenia las facultades para tomar esa decisión.

Falta de avales y fuertes acusaciones cruzadas fueron las consecuencias por el abanico de Alianzas realizadas por los dirigentes del legendario PRS con otros espacios políticos como el PPS (Partido Propuesta Salteña) Isa, Urtubey, Frente para la Victoria y Frente de Todos.

“No están en condiciones de presentar los avales correspondientes para presentarse”, afirmaba en su momento Carlos Follloni actual intendente de Campo Quijano y que tenía intenciones de ser el conductor del partido pero que no estaba afiliado.

A raíz de esto, Cristina Fiore en el marco del balance que realizó de su gestión al frente de la fuerza política provincial confirmaba el siguiente dato. “Carlos Folloni no es afiliado y quiere ser presidente del PRS” por lo que el funcionario debió ser reemplazado por su padre Jorge Oscar Follloni.

Durante todo el tiempo transcurrido lo indudable es que el proceso electoral sigue sin consustanciarse a lo que se agrega la reciente declaración casi acusatoria de Carlos Huergo al señalar que “es increíble lo que pasa cuándo alguno se aferra a los cargos en los partidos y a veces son beneficiados y respaldados por la Junta Electoral”.

Agregó que el Juzgado Federal, a través del Juez Bavio, emitió una resolución en la cual determinó que hasta el 24 de abril se podrían llevar a cabo las elecciones internas, tras lo cual la Junta Electoral hizo una presentación ante el Juzgado Federal en donde expuso que se había acordado una reunión con los apoderados de la lista Movimiento de Recuperación Renovadora con el fin de confeccionar con una lista única. Huergo después desmentiría esa afirmación.

Huergo referenció el itinerario de alianzas que Esteban Ivetich, candidato a la presidencia partidaria de Pares, realizó para llegar a ocupar el cargo de intendente de Chicoana. “Ivetich primero se alineó con Gustavo Sáenz, luego con el Frente para la Victoria y terminó en el Frente de Todos, y hoy se quiere postular como candidato a presidente del Partido?

La legalidad ante todo

A la luz de hechos y según las declaraciones de Huergo, Ivetich intentó acordar la conformación de un lista única para no disputar el poder, idea que habría quedado diluida ya que los integrantes de lista Movimiento de Recuperación Renovadora (Follloni, D’Andrea, María Inés Diez y Carlos Huergo) están más cercanos al gobernador Gustavo Sáenz, que además posee una fuerte adhesión al macrismo y sus políticas por lo que explicaría la insalvable conciliación con Pares y su candidato Esteban Ivetich, últimamente alineado a la dirigentes del gobierno nacional.
.
Después de todo lo expuesto cabe preguntarse, ¿cuál es la manera correcta de librar una interna en un Partido, y cuál la incorrecta? Las respuestas pueden ser diversas aunque precisamente las maniobras precedentes a esta conclusión no lo son porque no facilitan la participación democrática de quienes se postulan y de sus afiliados.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *