full screen background image
Luciano Romano

Caso Jimena Salas | “Los fundamentos de la fiscalía son muy vagos”

El abogado defensor del único detenido e imputado por el crimen de Jimena Salas enumeró una serie de irregularidades tras la detención de Sergio Vargas.

Más de dos años pasaron del brutal asesinato de Jimena Salas en el tranquilo barrio San Nicolás de Vaqueros, municipio vecino a la capital salteña. Por este aberrante suceso fue detenido el pasado fin de semana Sergio Horacio Vargas, vendedor ambulante que se dedica a la venta de alpargatas y que frecuenta diferentes zonas ofreciendo los productos.

“Los fundamentos que proporciona la fiscalía son muy vagos. No tienen fundamentos para la imputación. La fiscalía se basa en declaraciones de algunos vecinos quienes manifiestan haberlo visto por la zona”, sostuvo el abogado Luciano Romano al sitio Muy Crítico.

El letrado aseguró que las características fisonómicas de su defendido no coinciden con las descriptas por la misma fiscalía. “Muchos testigos hablan de un sujeto masculino de 27 años, alto, de 1,70 mts, delgado, de buena vestimenta y arreglado; mi defendido es una persona baja, de tez morocha, una persona robusta, de aproximadamente 43 años”.

Vargas está acusado de homicidio triplemente calificado por ensañamiento, alevosía y remuneración en pago y está basada la detención e imputación en dos declaraciones que dicen haberlo visto por la zona. “Hasta ahora no se ha hecho ninguna clase de cotejo genético. Quedó detenido el día sábado y hasta el día de hoy no se ha hecho ninguna extracción de material para hacer el cotejo con mi cliente”, graficó Romano.

 

La persona plasmada en el identikit sería un hombre de 25 a 30 años de edad, de 1.65 de estatura aproximadamente, contextura delgada, tez trigueña y cabello negro lacio.

La persona plasmada en el identikit sería un hombre de 25 a 30 años de edad, de 1.65 de estatura aproximadamente, contextura delgada, tez trigueña y cabello negro lacio. Identikit difundido por la fiscalía.

 

Romano comentó que su cliente no posee ninguna vinculación con Nicolás Cajal, viudo de la víctima. “Lo desconoce, inclusive me manifestó que nunca lo vio, ni siquiera de lejos. No hay vinculación”.

Con respecto a la fiscalía adelantó que tienen que “demostrar la vinculación existente entre el autor material y el autor intelectual”. Ante la pregunta de los periodistas presentes, Romano no dudó en asegurar que su cliente es un “perejil”.

Nuevos fiscales

A poco más de la asunción de Abel Cornejo como procurador general de Salta, el 28 de mayo pasado tomaron intervención en el caso los fiscales Ramiro Ramos Ossorio y Pablo Rivero, reemplazando a Pablo Paz y Rodrigo González Miralpeix, todos integrantes de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas. Sin embargo, se supo que Cornejo asignó en las últimas horas a los fiscales Salinas Odorisio y Torres Rubelt.

Cornejo ordenó la afectación de Salinas Odorisio y Torres Rubelt para “rectificar el rumbo de la investigación e ir directamente al autor intelectual del homicidio de Jimena Salas”, señala el sitio Fiscales Penales.

 

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

32 + = 34