full screen background image
Banco Datos Genéticos

Banco de datos genéticos | El 69% de los perfiles corresponde a delitos contra la integridad sexual

El banco de datos genéticos que se puso en marcha en marzo de este año, recibió hasta el momento 225 solicitudes de incorporación de perfiles genéticos de condenados, imputados y evidencias forenses en causas de delitos contra las personas y contra la integridad sexual.

 

El año pasado se logró incorporar un importante software diseñado para contrastar perfiles genéticos provenientes de muestras biológicas. Se trata del programa “GENis”, único en el país y de creación nacional. Este software, desarrollado por la Fundación Sadosky, es el primero de su tipo en América Latina y fue desarrollado íntegramente por científicos y programadores del país.

 

Desde su puesta en funcionamiento, el Banco de Datos Genéticos recibió 225 solicitudes de incorporación de perfiles genéticos de condenados, imputados y evidencias forenses en causas de delitos contra las personas y contra la integridad sexual. De este total, un 69% corresponde a solicitudes vinculadas a delitos contra la integridad sexual, mientras que un 17% son de causas vinculadas a lesiones y un 14% corresponden a causas vinculadas a homicidios y tentativas de homicidios.

 

Desde el Banco de Datos Genéticos explicaron que para concretar la incorporación de los perfiles solicitados, los condenados y los imputados son trasladados al edificio del Cuerpo de Investigaciones Fiscales de Salta y de las delegaciones del interior desde las distintas unidades carcelarias y allí se les toma la muestra correspondiente, la cual es procesada por el Servicio de Biología Molecular del CIF e incorporado a la base de datos.

 

Se trata de un trabajo constante y que tiene como objetivo obtener un registro que permita realizar un posterior cotejo de huella genética entre la muestra de reciente ingreso y las previamente incorporadas a efectos de corroborar la existencia eventual de un Impacto Identificatorio Positivo y así lograr una mayor efectividad en la investigación y en la administración de Justicia.

 

Fuente: Fiscales Penales




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *